Servicio y el Discípulo de Jesucristo

Servicio y el Discípulo de Jesucristo es un artículo sobre servir a Cristo y Dios por servir al pueblo de Dios, y hacer la obra de Dios.

Introducción a Servicio y el Discípulo de Jesucristo

La persona sin Cristo como su Salvador es una persona que piensa en solamente una sola cosa, así mismo. Este es el enfoque de toda su vida. Para ser salvo, la persona tiene que comprender exactamente el amor de Dios para esta persona. Jesús siendo completamente Dios, Rey de reyes, se humilló en tomar la forma de un hombre para morir en la cruz para salvarnos. El Padre luego le exaltó a su posición y gloria anterior. Pero el amor que es una calidad básica y esencial en el carácter de Dios vino al frente en hacernos la salvación.

Nadie es salvo sin comprender el amor de Dios en salvarle. Este amor es parte esencial de la salvación, y de recibir a Jesucristo como tu Salvador es de recibir la obra de amor de Jesús en la cruz para ser salvo.

Pero la pelea entra nuestra naturaleza pecaminosa y el Espíritu Santo continúa después que somos salvos. Lo más feroz de la batalla es de amar a otras personas aquí en la tierra, especialmente cuando ellos no te aman, o dicen que te aman pero te irritan, te fastidian, etc.

Sin duda la pelea entre pareja, entre padres y hijos, y entre un cristiano y otros hermanos son los campos de batalla lo más feroz. Igualmente, el sacrificar en la vida del cristiano novato es muy difícil de aprender. Aunque ve lo que Cristo sacrificó por él o ella, no se puede generar constantemente y en todos los casos igual espiritualidad que lo produjo en Jesús. Dios nos mandó de sacrificar en diezmos y ofrendas para ejercer este punto cada semana. Pocos cristianos hacen esto cada semana. Unos, pero son raros. Aun entre ellos, no es mucho sacrificio, nada más muy poco sacrificio por su parte.

Después de ser Salvo, el amor es nuestro mandamiento

1 Juan 3:14 Nosotros sabemos que hemos pasado de muerte a vida, en que amamos a los hermanos. El que no ama a su hermano, permanece en muerte.

Se ve la salvación verdadera cuando un cristiano realmente ama a sus hermanos en la fe. Muchos se tratan “civilmente” uno con el otro, pero realmente no les aman a sus hermanos con corazón sincero. Ellos quieren que los demás demuestra mucho, mucho amor a ellos primero, y con esto, aman de regresar un poquito nada más. El amor, amar es un ejercicio espiritual en que uno crece su fe por amar. Pocos cristianos entienden esto.

La Salvación es más que un boleta para salirse del infierno

Dios nunca salvó a nadie que no era o era destinado a ser parte del plan maestro de Dios, de salvar al mundo y predicar el evangelio a todo el mundo. Una importante parte de este plan maestro es simplemente de edificar, equipar, y capacitar los cristianos comunes y corrientes a ser excelentes ejemplos de Cristo, evangelistas, pastores, ministros. Mientras nosotros hacemos mucha diferencia entre lo que es la responsabilidad de un cristiano común y un ministro oficial, la Biblia no hace tal diferencia tanto. Todos somos ministros de Cristos.

Entonces en considerar el servicio y el discípulo de Jesucristo, entendemos que Dios manda a cada creyente a trabajar para el reino de Dios.

El Bautismo en Agua

Muchos cristianos no entienden completamente el significado de ser emergido en agua en el  bautismo. Sí, representa su declaración (de quien que está siendo bautizado) que ha muerto al pecado y nace de nuevo a la vida eterna por Cristo. Pero es más.

Jesús se bautizó. Él no tuvo pecado, entonces esto no era el significado de su bautismo. Su bautismo era el principio de su ministerio en la tierra. Igualmente cada persona que acepta a Jesús como su Salvador debe ser bautizado, y esto significa su muerte al pecado y vida a las cosas de Dios y la eternidad. Pero es también el principio de su ministerio para Dios.

Observaciones sobre el bautismo como el principio de su ministerio

  1. Todos los cristianos son siervos de Dios.
  2. Su pecado no detiene que debe servir a Dios, solamente modifica lo que se puede uno hacer.
  3. Cada persona salva debe integrarse a una buena iglesia como miembro participando.
  4. La oración, asistencia, diezmar y ofrendar, cuentan en este servicio a Dios y a los hermanos.
  5. Muchos hermanos necesitan amistad de otro hermano cristiano interesado en su vida.

Entonces, cada persona salva debe buscar una buena iglesia. Eso es parte del plan de salvación que se extiende mucho más que nada más irse al cielo cuando mueres. Dios tiene provisto para cada creyente de crecer espiritualmente y aprender por un progreso el ser santo, de ser cómo Cristo. O sea, aceptas a Cristo como tu Salvador, pero a la vez, debes aceptar a Jesús como tu patrón moral también. Este último habla de un proceso sobre tiempo que nunca termina hasta que entras al cielo.

Una vez parte de una buena iglesia, debes participar, y buscar según tus talentos y intereses lo que puedes hacer allí para servir al Señor. Aunque por estas buenas obras que vas a hacer en la iglesia no vas a acumularte créditos para ser salvo, no. Eres salvo por tu fe en Jesús como tu Salvador y nada más. Pero esta fe no es unidimensional, solamente para la entra al cielo. La Biblia declara que el justo vivirá por la fe.

La fe del justo, del salvo, es algo que guia todo lo que hace. Su vida es según el plan de la fe. Lo que realmente crees, esto es tu fe. Si lo crees realmente, entonces se refleja en toda tu vida. No hay de otro.

Servicio y el Discípulo de Jesucristo

Más artículos sobre el Discipulado


(Haz clic en la imágen para leer el folleto.)

En este folleto, fam11 Madres Piadosas, examinamos la definición bíblica de que es una mujer o madre piadosa.
Temas: ¿Qué es una buena madre? | El Vivo Ejemplo de Sumisión | Es Quieta y Calmada | El Vivo Ejemplo de Servicio | El Consolador de la Familia | El Carácter Moral de la Madre | La Educación Moral

Esta entrada fue publicada en Discipulado. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *